Menú Principal
19 de Marzo de 2019

Auxiliares de Servicio celebraron su día en Hospital de Peumo

Con motivo de la celebración nacional del Día del Auxiliar de Servicio, los funcionarios del Hospital de Peumo, pararon por un momento sus quehaceres para compartir un desayuno y recordar las anécdotas que los unen como grupo humano, recibiendo el reconocimiento de sus compañeros de trabajo y jefaturas por la  importante labor que realizan en el centro asistencial.

Los equipos humanos son los que día a día construyen el trabajo que se realiza en la salud pública, así cada uno de los estamentos va aportando en el desarrollo de las tareas propias de los establecimientos.

Desde muy temprano se iniciaron los preparativos para agasajar a quienes son la base del trabajo que se realiza en la red asistencial, una vez reunidos, los auxiliares de servicio del Hospital de Peumo pudieron disfrutar de un rico desayuno preparado por las enfermeras del recinto, ocasión que aprovecharon para distender los ánimos y recordar las anécdotas que han compartido por tantos años de trabajo, convirtiéndose en una verdadera familia al servicio de los usuarios.

Para Patricia Yáñez, quien lleva 27 años trabajando en el hospital, el hecho de reunirse en un ambiente más informal es considerado como “una bonita celebración, es rico juntarnos, aunque sea una vez al año que hacemos algo distinto, porque nos vemos todos los días pero en contexto de trabajo, pero tomarse un ‘tecito’ juntos, comer algo rico, es bonito”, Patricia inició su servicio en sala cuna, pasando más tarde al laboratorio, emocionada cuenta que “yo crié a mi hijo acá en la sala cuna, después entró al colegio y hoy lo tengo en la universidad, gracias a Dios, trabajar acá ha sido una muy linda experiencia y me ha permitido sacar adelante a mi familia”, expresó.

La celebración contó con la presencia de la directora del hospital, Rosa Zacconi, quien afirmó que “sin ellos el hospital no puede funcionar, ellos son clave en cada uno de los detalles que tienen los sectores del hospital. No solamente en el aseo, sino que en la alegría, en la expectativa, en el acoger a los otros profesionales de salud. Por lo tanto ellos son uno más de nuestro equipo, profesionales también en su área y en su trabajo”, personalmente les expresó “felicidades eternas y agradecimiento de corazón porque de verdad sin ustedes no funcionamos, si nos falta uno ya estamos cojos, sin ustedes es imposible operar la salud pública”.